2009-02-26

Pintar con comida...

Es una propuesta ártística que se está viendo cada vez más en las aulas.

Al pintar con la comida, hacemos con los pequeños un gran trabajo de descontextualización: sacamos la comida de su contexto y función habituales, para emplearlas en nuestras clases de plástica, con técnicas como la estampación y la frotación, entre otras.

Hablan de este uso de la comida en las aulas las autoras Cristina Cardo y Berta Vila, en su libro Material Sensorial (0-3 años) de la editorial Graó, con afirmaciones como: "es tan válido alimentar el estómago como el cerebro...".

Curiosidad: ojo con cómo dibuja el chaval con unos sobrecitos de ketchup y un puñado de patatas fritas...


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada